cookiesDisabledBanner_Text Política de cookies
Uso de cookies por parte de BMW
Le informamos que esta web utiliza cookies propias y de terceros con fines de rendimiento, de funcionalidad y publicitarias. Al navegar por ella, usted consiente el uso de las mismas. Puede obtener más información o rechazar cookies en nuestra Política de Cookies. Más información
Uso de cookies por parte de BMW
Le informamos que esta web utiliza cookies propias y de terceros con fines de rendimiento, de funcionalidad y publicitarias. Al navegar por ella, usted consiente el uso de las mismas. Puede obtener más información o rechazar cookies en nuestra Política de Cookies. Más información

DISFRUTAR SIN LÍMITES

Dinamismo de conducción del BMW M4 Cabrio

Cuando el BMW M4 Cabrio acelera hasta el límite en un instante, la importancia de la potencia puede experimentarse con todos los sentidos. La fuerza se ajusta siempre con gran precisión, incluso al régimen máximo. Y, gracias a las numerosas tecnologías procedentes del mundo de la competición, como el diferencial activo M o la función M Servotronic

Servotronic

El sistema Servotronic ajusta electrónicamente el ángulo de giro de las ruedas en función de la velocidad del vehículo, garantizando una excelente maniobrabilidad independientemente de la velocidad a la que se circule.
Saber más
, el BMW M4 Cabrio reacciona en cada situación justamente como cabría esperar de un atleta de élite: con una elevada precisión y una absoluta perfección técnica.

Diferencial activo M

El diferencial activo M distribuye de manera variable el par entre las dos ruedas traseras para optimizar la tracción y la estabilidad de conducción en maniobras dinámicas de cambio de carril o al acelerar a la salida de una curva, al tomar curvas a velocidades elevadas o al circular por carreteras de superficie irregular, incluso sobre nieve, gravilla y hielo. También garantiza una maniobrabilidad precisa en situaciones de aceleración lateral extrema. El ajuste constante y suave del bloqueo del diferencial armoniza las prestaciones de conducción del vehículo y mejora el control en situaciones de conducción extremas.
La tracción se optimiza mediante un dispositivo controlado electrónicamente que reduce la diferencia de régimen entre las ruedas traseras. El sistema, que se desarrolló para la competición, está conectado al Control Dinámico de Estabilidad (DSC) mediante una unidad de control electrónico. Este se anticipa regulando la acción de bloqueo entre el 0 y el 100%. Así se neutralizan incluso las más leves diferencias de par entre las ruedas traseras y se evita la tendencia al subviraje. El diferencial activo M ofrece un agarre, estabilidad direccional y maniobrabilidad extraordinarios, y convierte prácticamente toda la potencia del motor en empuje.
 

EN EL CORAZÓN DE LA POTENCIA

Descubre el diseño y el dinamismo del BMW M4 en un vídeo

Launch Control

Launch Control asegura que un motor que ha alcanzado la temperatura de régimen consiga la máxima aceleración desde parado. Solo tienes que desactivar el Control Dinámico de Estabilidad (DSC), seleccionar el modo secuencial con el programa de conducción 3, pisar a fondo el freno y pisar el pedal del acelerador hasta la posición de kickdown. Después de que se encienda el símbolo de bandera de salida en el indicador del cuadro de instrumentos, el motor subirá al régimen de salida idóneo cuando pises el acelerador. Mientras mantienes el kickdown, suelta el freno: el coche acelerará al máximo hasta que sueltes el acelerador. El cambio de doble embrague M ajusta continuamente los puntos de cambio de manera que, cada vez que se sube de marcha, ya está disponible el régimen óptimo. Se trata de una función dirigida especialmente a los conductores con ambiciones deportivas y dinámicas.
 

CONSTRUCCIÓN LIGERA INTELIGENTE

En los vehículos M, la construcción ligera es la prioridad máxima. El peso bajo es la base del dinamismo y la eficiencia. En numerosos componentes se utilizan materiales ultraligeros como el magnesio, el aluminio o el CFRP (plástico reforzado con fibra de carbono), lo que permite una mayor agilidad y dinamismo, y mejora la aceleración y el frenado.

Suspensión M adaptativa

Los amortiguadores controlados electrónicamente de la suspensión M adaptativa se ajustan constantemente en milésimas de segundo a las condiciones de la carretera y al estilo de conducción y garantizan el contacto óptimo con la carretera en cualquier situación, la mejor motricidad posible y la máxima agilidad. La configuración de la suspensión se ajusta desde cómoda hasta deportiva-dinámica con los modos Comfort, Sport y Sport+.
El modo Comfort garantiza una cómoda maniobrabilidad en la conducción diaria y, además, aumenta la seguridad en maniobras bruscas. En el modo Sport, se mantiene una gran comodidad, pero la amortiguación se reduce y el contacto con la carretera es más directo, por lo que es más apropiado en carreteras comarcales y circuitos irregulares. El modo Sport+ ofrece una amortiguación mínima y un dinamismo de conducción máximo en carretera y circuito.
 

Frenos

Un factor decisivo en la conducción de gran dinamismo del BMW M4 Cabrio es el sistema de frenos. Con su inmejorable precisión, los frenos M de cerámica y carbono y los frenos Compound M garantizan un dinamismo y un rendimiento inigualables.

Frenos M de cerámica y carbono

Frenos Compound M

 

M SERVOTRONIC

M Servotronic

Servotronic

El sistema Servotronic ajusta electrónicamente el ángulo de giro de las ruedas en función de la velocidad del vehículo, garantizando una excelente maniobrabilidad independientemente de la velocidad a la que se circule.
Saber más
ajusta la dirección asistida a la velocidad real y mantiene la respuesta directa y precisa de la dirección, incluso a altas velocidades. Ofrece además la máxima comodidad minimizando el esfuerzo físico necesario para mover el volante e incrementando la agilidad al aparcar o conducir por carreteras estrechas o sinuosas.

Cambio de doble embrague M de 7 velocidades con Drivelogic

Este innovador cambio de doble embrague M con Drivelogic se ha diseñado especialmente para los motores BMW M de régimen elevado. El sistema dispone de selección automática de marcha optimizada para la tracción, Launch Control, asistencia a baja velocidad y función Auto Start/Stop. Permite cambiar de marcha rápidamente, sin pérdida de fuerza de tracción. Dos cajas de cambio, cada una con su propio embrague, transmiten continuamente la potencia del motor a las ruedas traseras.
El sistema se puede controlar automática o manualmente, con las levas de cambio del volante o la palanca de cambios. Igual que con el Launch Control, que permite la máxima aceleración desde la posición de parado, el resultado es una experiencia de conducción de gran dinamismo. Podrás cambiar de marcha a gran velocidad, sin embrague y sin interrumpir la tracción. La función Drivelogic puede controlarse de forma automática (modo D) o manual (modo S) y, en cada modo, se ofrecen tres opciones de cambio: extremadamente deportiva, cómoda o eficiente.
 
 
Contenido multimedia activocontenido multimedia inactivo