cookiesDisabledBanner_Text Política de cookies
Uso de cookies por parte de BMW
En BMW utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información en el siguiente enlace. Más información

Control Dinámico de Tracción (DTC)

El Control Dinámico de Tracción (DTC) permite una conducción dinámica y facilita la conducción en condiciones meteorológicas adversas.
El Control Dinámico de Tracción (DTC) permite un mayor deslizamiento de las ruedas y por tanto un estilo de conducción más dinámico con mayor tracción en las ruedas y con el DSC controlando la estabilidad. Un pequeño deslizamiento de las ruedas motrices mejora la tracción al arrancar desde situación de parada en nieve o en terreno suelto.
El Control Dinámico de Tracción (DTC) es una subfunción del sistema de Control Dinámico de Estabilidad (DSC) que puede activarse y desactivarse. El DTC tiene dos misiones principales: regular la tracción y permitir una conducción deportiva a la vez que proporciona un control activo de la estabilidad.
Cuando las ruedas motrices empiezan a perder tracción, el DSC pone en marcha automáticamente medidas de estabilización. El sistema de Control Dinámico de Estabilidad reduce la potencia del motor y detiene el deslizamiento de las ruedas. Sin embargo, en situaciones excepcionales un pequeño deslizamiento de las ruedas puede ser muy útil.
Cuando se conduce en nieve profunda, en barro o en terreno suelto, un pequeño deslizamiento de las ruedas mejora la tracción. Para estos casos, así como cuando los conductores quieren un estilo de conducción más deportivo, el DTC puede activarse pulsando un botón, y así se permite un mayor deslizamiento haciendo que la reducción de potencia del motor por parte del DSC sea menor. El resultado: mejor tracción y más empuje.
El DTC también hace que la conducción por carreteras sin nieve ni hielo sea más dinámica. Cuando se activa, el DTC permite a los conductores deportivos más margen de maniobra en curvas que el Control Dinámico de Estabilidad e incluso admite derrapajes controlados. El conductor mantiene así el control absoluto del vehículo en cualquier situación y las medidas estabilizadoras del Control Dinámico de Estabilidad permanecen activas cuando se activa el DTC.
 
 
Contenido multimedia activocontenido multimedia inactivo